Previous Page  32 / 40 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 32 / 40 Next Page
Page Background

32

revisión bibliográfica

revisión bibliográfica

Early response predicts a sustained response to

eluxadoline in patients with irritable bowel syndrome

with diarrhoea in two Phase 3 studies

CheyWD, Dove LS, Andrae DA, Covington PS. Aliment Pharmacol Ther. 2017 Mar 22.

DOI: 10.1111/apt.14031

[w 3 ] accede al artículo original

ANTECEDENTES

La prevalencia del síndrome de intestino irritable oscila entre el 5

y el 15 %, con impacto bio-psico-social de los pacientes afectos

por el deterioro de su calidad de vida, sin desdeñar además la re-

percusión en el gasto sanitario por la utilización recurrente de es-

tos recursos. Desde 2012 la Agencia Europea Del Medicamentos

(EMA) aprobó el uso de linaclotide para el tratamiento del SII con

patrón de estreñimiento, y recientemente la EMA ha aprobado la

comercialización de una nueva alternativa terapéutica para el SII

con diarrea predominante (SII-D), la eluxadoline.

RESUMEN

La eluxadoline es un agonista de los receptores opioides µ y k. Se

conoce el efecto modulador que ejercen los receptores opioides

en la motilidad y secreción intestinal. Es excretado el 80% por las

heces y menos del 1% por vía urinaria. La vida media plasmática

es de 3,7-6 horas. Su uso está contraindicado en pacientes con

potencial enfermedad pancreático biliar conocida y/o historia de

colecistectomía. Existen dos dosis de presentación: 100 mg y 75

mg. Dos grandes estudios en fase III han demostrado que el tra-

tamiento cada 12 horas con este fármaco es efectivo frente a pla-

cebo para aliviar los síntomas de dolor abdominal y las diarreas

asociado al SII-D.

Teniendo en cuenta que las molestias del SII-D siguen un curso

crónico, es importante conocer si la mejoría clínica con eluxadoline

persiste a lo largo del tiempo en aquellos pacientes con respuesta

inicial y si, por lo contrario, aquellos pacientes no respondedores en

fase inicial presentan una respuesta tardía. Este análisis post hoc de

dos estudios en fase III evalúa las proporciones de los respondedo-

res durante el primer mes de tratamiento comparado con la tasa

de respuesta a lo largo de intervalos de tiempo.

Los pacientes fueron aleatorizados 1:1:1 a ser tratados dos veces

al día con eluxadoline 100 mg, 75 mg o placebo. La mejoría de ≥

30% del dolor abdominal respecto a la situación basal y en el mis-

mo día una escala de Bristol

˂

5 en al menos la mitad de los días

de tratamiento, definía la eficacia del tratamiento. A los respon-

dedores durante el primer mes, se les realizó una valoración post

hoc en intervalos (1-3 meses, 1-6 meses). En este estudio fueron

aleatorizados 2.428 pacientes con SII-D según criterios de Roma III.

Durante el primer mes, el 24,6%, 22,5% y 12,5% de los pacientes

respondieron a eluxadoline 100 mg, eluxadoline 75 mg y placebo,

respectivamente. Para los respondedores del primer mes, el 77,8%

y 88,5% (durante los meses 1-3) y 70,7% y 73,9% (durante los

meses 1-6) demostraron una respuesta continuada con eluxado-

line 100 mg y eluxadoline 75 mg, respectivamente. En el grupo

de pacientes no respondedores en el primer mes, menos del 20%

demostró respuesta clínica en los siguientes 5 meses.

Además se estudió la respuesta a los 2, 3, 4 y 5 meses, observan-

do que cerca del 50% de los respondedores iniciales mantienen

la respuesta durante todos los 5 meses siguientes, y alrededor del

70% de los respondedores iniciales mantienen la respuesta clínica

al menos durante 3 meses de los siguientes 5 meses de intervalo.

COMENTARIOS

Desde un punto de vista crítico, el porcentaje de respondedores

iniciales en el primer mes con SII-D no supera el 30%, no obstante

es de interés destacar que más de dos tercios de estos pacientes

mantienen la mejoría clínica en los siguientes 5 meses si continúan

tomando el tratamiento.

Con estos resultados parece razonable considerar a futuro esta al-

ternativa terapéutica para tratar el SII-D al menos durante 1 mes.

Por el contrario, el beneficio de mantener el tratamiento durante

los siguientes 5 meses es mínimo (

˂

20%) en los no respondedores

iniciales.

El tratamiento del SII-D es un desafío para el médico digestivo por-

que en múltiples ocasiones indicamos medidas terapéuticas sin ob-

tener buenos resultados. Disponer de una nueva alternativa es una

esperanza en el tratamiento de estos pacientes. La incorporación

progresiva de este fármaco en la práctica clínica nos permitirá co-

nocer aún más su eficacia en esta entidad.

Artículo revisado por la Dra. Mileidis San Juan Acosta

Hosp. Univ. Nuestra Sra. de Candelaria. Sta. Cruz de Tenerife